jueves, septiembre 07, 2006

Alfonsina y el mar

Hoy escuché el tema Alfonsina y el mar y no pude dejar de acordarme de Alfonsina, la gran poetisa argentina que vivió en una época equivocada.
Tal vez todos conozcan su poema Tu me quieres blanca, ese que dice:
Tú me quieres alba,
Me quieres de espumas,
Me quieres de nácar.
(...)
Huye hacia los bosques;
Vete a la montaña;
Límpiate la boca;
Vive en las cabañas;
(...)
Y cuando las carnes
Te sean tornadas,
Y cuando hayas puesto
En ellas el alma
(...)
Entonces buen hombre,
Preténdeme blanca,
Preténdeme nívea,
Preténdeme casta.

Tambien es muy recordado aquel con el que se despidió de este mundo que termina :
si él llama nuevamente por teléfono
le dices que no insista, que he salido...

No todos saben que nació en Suiza, que pasó una infancia muy humilde, con un padre alcohólico y que a los 12 años soñaba con ser actriz. Que se obsesionaba con la fugacidad de lo humano, la muerte y el mar, algo que se uniría en su suicidio el 25 de octubre de 1938 cuando se internó en el mar, en Mar del plata.
Les dejo aquí otro de sus poemas, este completo.

DATE A VOLAR
Anda, date a volar, hazte una abeja,
En el jardín florecen amapolas,
Y el néctar fino colma las corolas;
Mañana el alma tuya estará vieja.

Anda, suelta a volar, hazte paloma,
Recorre el bosque y picotea granos,
Come migajas en distintas manos
La pulpa muerde de fragante poma.

Anda, date a volar, sé golondrina,
Busca la playa de los soles de oro,
Gusta la primavera y su tesoro,
La primavera es única y divina.

Mueres de sed: no he de oprimirte tanto...
Anda, camina por el mundo, sabe;
Dispuesta sobre el mar está tu nave:
Date a bogar hacia el mejor encanto.

Corre, camina más, es poco aquéllo...
Aún quedan cosas que tu mano anhela,
Corre, camina, gira, sube y vuela:
Gústalo todo porque todo es bello.

Echa a volar... mi amor no te detiene,
¡Cómo te entiendo, Bien, cómo te entiendo!
Llore mi vida... el corazón se apene...
Date a volar, Amor, yo te comprendo.

Callada el alma... el corazón partido,
Suelto tus alas... ve... pero te espero.
¿Cómo traerás el corazón, viajero?
Tendré piedad de un corazón vencido.

Para que tanta sed bebiendo cures
Hay numerosas sendas para tí...
Pero se hace la noche; no te apures...
Todas traen a mí...

5 comentarios:

Marcos Bauzá dijo...

Conocía más sobre la vida de Alfonsina y la letra de aquella canción que mencionás al comienzo del post que cualquiera de sus poemas.

Supongo que alguna vez los leí de niño y no logro recordarlos en este momento.

Esa canción me conmueve profundamente y de hecho a veces la entono con cierta melancolía y otras tanta con otro sentir.

Te mando un beso.

PD: aprovecho que estoy acá para recordarte lo de nuestro proyecto en el Colectivo Blog junto a varios de nuestros amigos.

Cuando puedas te llegás por el blog o lo charlamos vía mail. ;-)

Gaby dijo...

Me encanta Alfonsina!!! Es triste su historia y qué bellos poemas escribía!
Lindo homenaje!! Besazosssss

No te Salves dijo...

Siempre me impresionó su historia, de hecho cuando estoy en mardel y veo elmonumento, me impresiono mas aun pensando que empezó a caminar, me la imagino asi, vestida de blanco caminando hasta desaparecer sin miedo, sin desesperacion, sencillamente fundiendose entre las olas, y sin embargo no puedo entender elegir esa muerte tan traumatica... lo de ella es bello, su escritura es bella, besotes!!

Luis dijo...

Ufff ... El caso es que escribió poemas muy bonitos (cuando era chico lo leí mucho, y en algunas cosas de su biografía me sentía identificado, como con lo de su padre) pero, como me decía hoy una amiga en uno comentario, insistir en temas tristes, aunque de forma bella, no son algo muy positivo.
Y ese tema de Alfonsina es de los pocos que me hacen llorar, aún si lo canto yo. Es sinceramente dolorosísima su historia, y hubiera uno querido que todo terminase de otra manera, que hubiera enfrentado sus fantasmas de otra manera, aunque a veces la oscuridad que tenemos delante de los ojos nos cierra y nos encierra dentro de nuestras propias entelequias, sobre todo, en esas cosas que uno cree que está la salvación de uno (todos la buscamos de una manera u otra) pero justo no lo son, y si se concretaran, tal vez no harían más daño. Para eso queda lo que decía Almafuerte: "No te des por vencido ni aún vencido". Luchar. Sobre todo contra uno mismo, que puede uno llegar a ser su peor enemigo. No queda otra.

Y para cerrar con una ironía, el día que empiecen a cobrar por palabras en los comentarios, otra que la Deuda Externa... Ahí van a saber lo que es estar endeudado xDDDD

Besos

Dosto dijo...

Marcos, a mi me emociona mucho esa canción sobre todo si la canta Mercedes Sosa. Gracias por la invitación, me encantó la idea. Despues te visito!! Besotes.
Gaby, muchas veces de la tristeza personal, los poetas sacan de su pluma los mas bellos versos, a veces solo relatan lo que les pasa, otras veces crean un mundo nuevo, aquel que nunca tendrán. Besotes negri, que pases lindo el fin de semana con Santi y Valen.
Juanis, si es impresionante, uno se imagina esa imagen (valga la redundancia) poética de Alfonsina internandose en el mar, pero mierda, debe ser horrible morir ahogado!! Besotes, buen findex!!
Luis, uno no sabe que pasa por la cabeza de los que deciden acabar con su vida, cómo es que no encuentran otra salida, la que sea, pero seguir en este mundo, para nosotros la vida siempre pesa mas en la balanza. Hay que encontrar un solo motivo para seguir viviendo, aunque sea ínfimo, este solo valdrá para que tomen sentido todos los demas.
Besotes y buen fin de semana!!